top of page

Sorry

¿Qué no (te) perdonaste aún?


Eso que te dijeron, que te hicieron, que te quitaron, que no te permitieron…


Eso que dijiste, que hiciste, que quitaste, que no permitiste…

Como alguien que tampoco (se) ha perdonado cosas, quiero compartir esa ley irrefutable de que lo que no resolvemos, vuelve. Y se disfraza de lo que nos traba, pero de forma más disimulada: en forma de temor, de enojo, de fobia, de negación, de meta ridículamente inalcanzable.

Lo que te dijeron, hicieron, quitaron o no te permitieron forma parte de la historia del otro, de cómo el otro pudo relacionarse con vos, de lo que creyó que era la que iba. No necesariamente fue adrede. Justamente en su 𝑜𝑡𝑟𝑒𝑑𝑎𝑑 está la imposibilidad de que haga lo que vos esperás y de la manera que estaría 𝑏𝑖𝑒𝑛 hacerlo.

Iluminate y superalo.

Y lo que dijiste, hiciste, quitaste o no permitiste formó parte de la persona que fuiste en el momento que necesitaste resolverlo así. Reflexionate, desarrollate y perdonate.

Hoy me levanté imperativa, mildis.




コメント


bottom of page